W3C o World Wide Consortium es una organización que rige los estándares y recomendaciones para el desarrollo de la web. Algo así como las normas ISO-9000 pero para el lenguaje de hipertexto.

Que una página válidada por el W3C ayuda al SEO, es una teoría que se puede encontrar en algún manual o guía SEO, aún cuando siempre ha sido una idea que generaba dudas.

Recientemente, Matt Cutts ha confirmado en un video del Webmaster Channel de Youtube que la validación W3C no supone ningún estímulo en cuanto a posicionamiento. Comenta que es algo que no tienen en cuenta por una simple razón: la gran mayoría de las páginas no superan esa validación.

De hecho, la cuestión ha surgido porque la propia Google.com no la supera, ya que ellos priman el conseguir que la página pese el menor número de bytes posible.

Personalmente yo sugiero al cliente validar el diseño solamente si lo prefiere, cuando sea exigencia de un contrato o cuando quiera lucir el icono de aprobación al pie de la pagina.